Mundo Toriyama, radiografía del autor (III)

Pequeños reveses del tamaño de un caramelo Wonka (?) me tuvieron alejado de la práctica activa del majunismo (?), pero aquí estoy, decidido a continuar alegrando/amargando sus vidas con la misma entereza de siempre, es decir, dubitativo e inseguro (?). El afortunado con esta vuelta es el público, Toriyama seguro que no porque nunca le hacemos honor a su figura (?) y porque además mantiene firme una denuncia judicial en nuestra contra por daños y perjuicios morales (?).

Ha transcurrido tanto tiempo desde la aparición del anterior número de esta sección, que hasta he considerado empezar de nuevo desde que Tori era un pebete así tenemos las cosas claras (?). Pero como el estoicismo (?) no es algo que me caracterice, partimos desde donde nos quedamos, cuando Dr. Slump era una sensación en el Japón y Toriyama avizoraba un próspero futuro material (?).

Como sabemos, los trabajos cortos y sencillos son los predilectos del autor en cuestión, por lo que a la par que Arale y compañía edificaban una historia a partir de planos poco ortodoxos (?), seguía publicando “obritas” con alto nivel de paja ilustración y una buena dosis de humor.

Es preciso que se entienda esto: Toriyama es un autor prominentemente humorístico. Combina acción y aventuras siempre con la comedia absurda, y en esa simbiosis entre seriedad aparente del nudo y desarrollos y desenlaces ridículos reside la genialidad de su magnífica obra. Dragon Ball es tan excepcional en el repertorio toriyamesco como que el Coyote atrape al Correcaminos (?).

Tan excepcional como Dragon Ball es el presente número. La propuesta será algo distinta a la de las entregas anteriores. Esta vez trataremos de construir un análisis comparativo entre algunas de sus producciones previas a su obra maestra, procurando señalar características comúnes que permitan elaborar un perfil más acabado del Tori pre-Dragon Ball, para después contrastarlo con el Tori maduro, es decir, el post-Dragon Ball. Los invito a que en los comentarios aporten sus observaciones y conclusiones al respecto.

Escape

Cuando leemos la palabra escape probablemente se nos genere la imagen mental de un botoncito que está en la esquina superior izquierda de nuestro teclado (?), o quizás de un grupo español de ska-punk (?). Esto si no somos bastos conocedores de la obra de Akira Toriyama. En 1981, mientras Dr. Slump galopaba hacia el éxito, Tori hizo público este brevísimo manga de menos de cinco páginas y unas pocas viñetas. ¿La novedad? A todo color y con ilustraciones ciertamente más refinadas que las que por entonces hacía para sus trabajos.
La trama es tan sencilla como el título del manga. Se trata de una joven que escapa de algo que es desconocido para el lector, siendo descubierto en la página final, en una resolución al estilo clásico del autor. En una palabra, absurda. Absurda pero ingeniosa, en donde Tori se vale de ciertos recursos narrativos y artísticos para dar forma a un escenario y una situación que hace imprevisible el desenlace.
El primer elemento de continuidad, y por otra parte característico de los trabajos del autor, es el escenario desértico. Una vez más la historia transcurre en una geografía semi árida y despoblada. Los personajes son extravagantes, con presencia de animales antropomorfos, y bestias sobrenaturales o prehistóricas, cuándo no.
No cabe demasiado análisis para un manga que claramente no pretende ser más que un chiste. Aún así, las peculiaridades propias de la fantasía toriyamesca se reproducen nítidamente.

Mad Matic

Ya del año ’82, Mad Matic narra la historia de una aldea que fue atormentada en tiempos inmemoriales por un gigantesco dragón, cuya libertad individual y de empresa (?) fue privada por los siniestros aldeanos comunistas (?), que llegaron a la resolución de encerrarlo a través de una asamblea, instancia por demás conocida como antidemocrática (?). El dragoncito pasó generaciones confinado dentro de un refrigerador gigante, congelado en vino (quién pudiera (?)), siendo custodiado por la KGB (?) primero, y por los dementores de Harry Potter (?) después, hasta que su custodia recayó en una apuesta jovencita (de nombre Nivea), por falta de presupuesto (?). Y que faltase guita era una consecuencia lógica de la situación social de la aldea: Todos fueron asesinados (?). Claro, porque un perverso ejército imperialista (el Ejército Gungun, que fue conquistando todas y cada una de las regiones del planeta hasta asediar a esta última) arrasó con todos, sin poder franquear al último bastión de la resistencia obrero-dragonil (?), representado por Nivea y su valerosa acompañante Muhi, una dulce niña pequeña con especial destreza para usar la metralleta (?).

Al territorio defendido por Nivea y Muhi arriban un muchacho NN (?), con un brazo enyesado, y su mascota o amigo, o las dos cosas (?), Pegasus, un perrito con alas. Ambos fueron corridos por la Gloriosa Butteler, papá aviones de combate de Gungun, y están a la deriva, en busca de unas birras. Después de presenciar las habilidades de puntería de Muhi (quien derribó a una de las naves enemigas), su sed de alcohol fue saciada sobradamente en una mini joda (?) ofrecida por Nivea atroden de una cueva.

El pelotudo (?) de Pegasus meaba y husmeaba por ahí cuando se le ocurrió desenchufar el refrigerador gigante (él adujo que era para no gastar tanta energía y salvar el planeta (?)), lo que posibilitó el descongelamiento del la barra de Huracán dragón, que envuelto por la ira y la claustrofobia (?), se liberó del aparato destruyéndolo. Al chico NN (?) le pintó la camaradería de borrachos y ofreció al dragón un poco de vinito, al cual el reptilógeno amigo accedió gustoso. Bebieron y bebieron hasta que el dragón quebró mal y vomitó un hijo, como Piccoro (?). El NN, que también estaba fisura (?), le propuso dar un vueltín para despejar el pedo que tenían. Y volando por ahí se toparon con la fuerza aérea del ejército Gungun, la cual no fue problema para el poderoso dragón que, estando embriagado, no midió su fuerza y mandó a volar a todo el mundo.

Milagrosamente, el líder de la organización militar, su excelencia Nonsmelli, logró zafar de la muerte, usando un paraguas de paracaidas. Cuando creyó haber cobrado venganza con el grupete de pibes que había destruido su flota con ayuda del dragón, tras asestarle un artero golpazo al NN por la espalda, fue el mismo muchacho, que una vez reincorporado, se quitó el yeso y le propinó una trompada apoteósica (?), que selló de una vez por todas el destino del ejército Gungun. Pasaron los años y el NN le hizo (?) tres hijos a Nivea (a quien en la viñeta final se la ve embarazada de un cuarto, que quizás es del dragón (?)), y su familia, Muhi, el perro Pegasus y el dragón, vivieron felices para siempre.

Tan desconcertante como suena es el final. “Y al cabo de un tiempo… en aquel país… empezó a haber un poco de alegría…”. Así cierra la historia, de manera abrupta, sin más vueltas. Típico de Toriyama.

Nuevamente seres de diferentes planetas fantásticos aparecen protagonizando una historia de Tori. Nuevamente se dan cita animales bestiales y otros antropomorfos. Y se repite, en relación a algunas de las obras que repasamos en números anteriores, la presencia de una organización militar verticalista y personalista, como principal antagonista. Toriyama creció en una época de grandes liderazgos paternalistas, en un mundo virtualmente dividido en dos en lo que vulgarmente se conoce como “Guerra Fría”, buenos contra malos (a criterio del lector quiénes los buenos y quiénes los malos), héroes contra perversos dictadores. No sólo en Dragon Ball están presentes (Red Ribbon, el mismo Freezer…), sino también en la mayoría de sus trabajos menores y no tan conocidos.

Chobit

Pisatrigo Montaña (alto nombre…) es el guardia que vela por la seguridad del pequeño pueblo de Ton Ton. Lo cierto es que no es muy espabilado, y en la mayoría de los casos, son sus hermanitos, Brote de Bambú (niña, de cinco años) y Castaña (niño, de año y medio) los que le salvan las papas, a pesar de que Ton Ton no sea precisamente la capital del delito… Sus padres murieron en un accidente automovilístico, ocasionado por estar boludeando con su Blackberry mientras un camión les pasaba por encima. Quien lleva los pantalones en la casa, bah, la pollera, es Brote de Bambú.

Un día como tantos en el humilde poblado de campesinos, aterriza una diminuta navecita voladora, cuyo diseño vanguardista recuerda al de una tetera, también en el tamaño. Sorpresivamente, de allí adentro, emerge una mujercita de extravagante vestimenta, y del tamaño de una muñeca Barbie, más o menos. Viene del planeta Micron, se llama Chobit, y está caliente con el rígido de Ken (?).

La primera persona con la que se encuentra es Pisatrigo, que estaba papando moscas mientras hacía el informe diario (“Hoy no pasó nada, otra vez” (?)), y sus hermanitos salían a buscar alimentos, denotando el claro carácter cazador-recolector de la comunidad (?). El encuentro fue estremecedor para Pisatrigo, a Chobit, por otra parte, parecía resultarle gracioso. De prisa se mostró como una muchachita inquieta y traviesa, haciendo levitar objetos con sus poderes y enquilombándole la casa a su anfitrión. Luego de dar un par de vueltas subida a un lápiz, se cansó y solicitó un baño. Grande fue la sorpresa de Pisatrigo al ver lo poco pudorosa que era la visitante extraterrestre, quien se desvistió sin reparos frente a él, dando cuenta de una escultural figura. El joven policía le frotó la espalda con un hisopo, al tiempo que la damita se lavaba dentro de una taza con agua caliente. Hasta acá una escena normal de fraternidad y ternura intercultural (?). Pero de repente cayeron los corta mambo de Brote y Castaña, lo que obligó a Pisatrigo a esconder dentro de su boca a Chobit. Accidentalmente se la terminó manducando (?) y tuvo que usar un poderoso laxante para excretarla (?), fuera de la vista de sus hermanitos, que inocentemente hacían pelota la nave-tetera de la pequeña exploradora espacial. Cuando Chobit quiso tomarse el palo por la excesiva calidez (?) con la que la recibió Pisatrigo, fue muy tarde. Su nave ya estaba hecha añicos, y aunque no lo admitiese, le re cabió el intestino grueso (?) del guardia de Ton Ton.

Nunca falta un desnudo, LCdM y Toriyama siempre se los garantizamos, manga de pajeros.

Resignada a tener que vivir una vida monótona y aburrida en ese pueblo de mierda, Chobit rompió en llanto. Pisatrigo la consoló, pero no hubo tiempo para mucho más, porque inmediatamente resonó por todo el pueblito el chillido de Castaña: Señal de alarma, algo estaba pasando. El oficial y Chobit (oculta entre su camisa) se arrimaron donde se desarrollaba la acción. Por vez primera, un delincuente rompía la paz de Ton Ton. Un malicioso criminal roba kakis (una fruta o un vegetal, qué sé yo, salido de una planta, seguro (?)) tomó de rehén a uno de los kakis (!) y amenaza con pincharlo con una aguja si no lo dejan ir con lo suyo. Los ancianos dueños de los kakis están horrorizados. Pisatrigo no logró persuadir al malhechor, y su intento de cambiarle el kaki por una manzana golden resultó completamente en vano (increíble, con lo eficaz que siempre es esa táctica… (?)). Chobit, después de peinarle el bello pectoral a Pisatrigo (?), decidió tomar cartas en el asunto y, valiéndose de sus poderes, convirtió los kakis en… caca, lo cual le dió un toque de asquito (?) al ladrón, que soltó los teresos despavoridamente, dándole la oportunidad a Pisatrigo de exhibirse con una acrobacia espectacular que lo fue a dar de cabeza contra el tronco del árbol que estaba junto al bandido.

Un modelo temerario de villano, claramente.

Reincorporado tras el golpazo, la zorra (?) de Chobit, que al igual que Toriyama parece que ya quería guardar todo e irse a la mierda, volvió a utilizar su magia para embestir a Pisatrigo contra el malviviente y mandarlo a volar lejos de la vista de Ton Ton y demás puebluchos aledaños. Se cree que aterrizó en el Monte Paoz, exactamente en el mismo lugar en que milésimas de segundos después cayó con estrepitosa violencia la nave de Gokú (?).

Pisatrigo se llevó todo el crédito, y por ello su hermanita menor le retribuyó con una gran cena.
Durante la noche, el joven guardia se la estuvo chamuyando (?) a la petisa (?) y le sugirió que, si fuese más grande (de tamaño), podría darle un beso. Ajá, no le alcanzó con que le resolviera el caso de mayor trascendencia en la historia del pueblo, sino que también le tiró la onda de apretar (?). Y la (?) Chobit accedió gustosa… sólo que al hacerse grande no calculó del todo bien y terminó creciendo como cuarenta metros, destruyendo la casa por completo, aunque sin perturbar el profundo y dulce sueño de Castaña, a todo esto, el gran campeón de esta historia (?).

[NOTA: En esta síntesis de “Chobit” comprimí tres capítulos diferentes, aunque con continuidad. Hay un cuarto capítulo, quizás el mejor, en donde incluso se puede apreciar a un personaje femenino muy pero muy parecido a nuestra (?) Lunch. No lo resumo para no hacer esto muy largo, pero pueden leerlo haciendo click acá]

A riesgo de repetirme, oootra vez una historia recorrida por el absurdo. Toriyama hace chistes. Algunos muy inocentes, otros, pequeñas sátiras de la vida real, parodias de otras obras, siempre con un estilo muy propio.

"Esto me pasa por vivir tantos años", se lamenta la vieja.

Un elemento común: seres extraterrestres. No es raro, entonces, que el protagonista de su obra más célebre acabe siendo uno de ellos. Las características comúnes de sus protagonistas son la incompetencia (o la inoperancia), la torpeza, la ignorancia (o la inocencia). Pero ante todo, nunca son ciudadanos ejemplares, ni personas o seres normales. Siempre se trata de los bichos raros del mundo que él mismo se inventa (con todas sus extrañezas), de las ovejas negras, de los incomprendidos por sus pares. Este es un aspecto fundamental en el prototipo de protagonista toriyamesco. Más adelante veremos cómo, a pesar de su evolución (la de Tori y la de sus protagonistas), siguen manteniendo la misma escencia que los hace tan especiales.

Punto final para esta tercera entrega de Mundo Toriyama. Antes de despedirme (y no sé hasta cuándo, estoy muy ocupado con la universidad), quiero anunciar que este es el post número 200 que se publica en La Columna de Majunia. Agradezco a todos los que nos siguen y aportan lo suyo, cada uno en su medida, para hacer de este blog un espacio de reunión entre fans de la serie, diferente de todos los demás. ¡Saludos!

Anuncios

Acerca de Majunia

"la duda debe ser la posición mental de quien aspire aproximarse cada vez más a la verdad o, por lo menos, a esa porción de verdad que es posible alcanzar"

Publicado el 03/05/2011 en Dragon Ball, Mundo Toriyama y etiquetado en , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente. 22 comentarios.

  1. Me gusta el juego que Toriyama hace siempre con los nombres… PolaRoid, Es/Cape (tiene una capa, ja)… Como dijiste en algún lado, hace que las características físicas de sus personaje sean una primera descripción de su personalidad, es un recurso que también usa con las vestimentas (y con los nombres de sus obras se ve)…

    Te tiro una duda que tengo, como a muchos nos pasa, hay veces que buscamos ese anime que veíamos cuando éramos chicos (y no sabíamos lo que era el anime)… Recuerdo uno en el cual había una nave con forma de escarabajo, ignoro si se trataba de Pola & Roid, lo dudo mucho, y creo que viajaban por el tiempo… Chrono Trigger tiene versión animada? O solo existen videojuegos…? Tal vez ni sea de Toriyama…

    Uno de mis tantos anime perdidos… jaja…

    • Qué tal, jpalcast. Ignoro que Pola & Roid haya tenido su adaptación al anime. Además de Dr. Slump y Dragon Ball, se sabe que una película animada de “Pink” fue producida por Toei Animation y estrenada en Julio de 1990 bajo el nombre de “Water Bandit Rain Bandit” (“Pinku Mizu Dorobō Ame Dorobō”, en el original japonés).

      Por lo demás, trabajó en el diseño de personajes de Blue Dragon y estuvo a cargo del opening de un programa infantil. Pero esto será repasado en futuros números de esta sección.

      Chrono Trigger, tengo entendido que no tiene una versión animada de TV. Dragon Quest, en cambio, sí tuvo varias adaptaciones: http://es.wikipedia.org/wiki/Dragon_Quest#Manga_y_series_animadas

      Saludos.

  2. SubComandante Marzo

    No lei el post pero me gusto la imagen del perrito. 15 puntos al burgues (!)

  3. Que sano es aclarar que, siendo un caso tal vez único, Dragon Ball sea, de los mangas de Toriyama sea el más exitoso pero a la vez el menos personal de él. Es algo que quizá dé para el debate.

    Saludos y quedó joya el diseño nuevo. Nos vemos este finde en el clásico, jeje…

  4. Sergio Chaoz

    ¡CAMBIÓ EL FORMATO, PUTA QUE LO PARIÓ! Muy buena onda, lástima que…

  5. YO ME PREGUNTO..¿DE DONDE SACA TANTA IMAGINACION ESTE SEÑOR? BUEN POST…ME ENCANTO EL DISEÑO DE LA PAGINA..QUEDO CHIDA…

    SALUDOS..

    😀

  6. 002anietal

    Esta fue una incrible forma de homenajear al GRAN DIOS DEL SHONEN AKIRA TORIYAMA hehe , realmente gracias por este grandioso post (espero que llegue a l parte de Dragon Quest y Blue Dragon para que te veas el anime del primero).

    PD: Majunia mo se porque me da la sensacion de que tu antes trabajabas en la revisa de anime de IVREA llamada LAZERS (leete la revista y sabras a que me refiero).

    • Conozco la revista, 002animetal, fue una leyenda dentro del ambiente comiqueril de la Argentina. De hecho, tengo tres números (#8,#10 y #11) de la primera época, allá por los años ’98 y ’99.
      Pero no te confundas, yo jamás trabajé, en nada (?).

      Va a ser difícil que pueda ver cualquier anime en estos momentos, pero tené por seguro que habrá un repaso de los videojuegos y serie que mencionás como lo merecen.

      • Sergio Chaoz

        Majunia nunca trabajó, es más: NO TRABAJA, SE SIENTE CÓMODO ASÍ.

  7. Sergio Chaoz

    Uh, esto re murió… Me voy a Metapedia.

  8. chamanista

    Como hasta ahora…muy digno post…pero sigo indignado, SI, sigo indignado y como buen indignado español (!) tengo que mostrar al mundo, al más prominente crítico de la pelicula “dragon bal chorongavolution” (tiene que ver con el post, es sobre el mundo toriyama no?) quién mejor que EL para decirlo:

    “Esa es una caricatura risible de mi persona”

    GENIO MAESSSSSTRO

    UN SALUDO SANDINISTA AL PUEBLO MAJUJENIO!

  9. SubComandante Marzo

    Ese mexicano hijo del poder y amigo de las tortas no es efectivamente el que hace la voz de Picorro (? en la versión latina?

    Un saludo zapatista al camarada chamanista. Hacete un facebook y da la cara viejo

    • Carlos Segundo, doblador de Piccoro, así es.

    • Sergio Chaoz

      Marzo, vos sos trotskista, no podés tener esa foto, por respeto a todos los luchadores del sur de México. Te lo pedimos humildemente.

    • chamanista

      Mi compañero en armas Marzo le mando un saludo, a usted Chaoz también , no se peleen, los dos buscan la libertad (!) en la causa.

      …Eso y una sociedad libre de el+capodibujandodbzcardozzo’s y Gustavo’s

  10. Sergio Chaoz

    Y de Lord Félix, no te olvides 😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: