Bora y Vera

En tiempos prehistóricos iniciamos una sección a la cual le auguramos un futuro prometedor y que, como muchas otras, no dio la talla, no prendió, perdió frecuencia y quedó en coma (?), hasta que fue rescatada del ostracismo por el alma caritativa de Ricky Fort (?) y su alarmante parecido a Dabura. Ya deben saber a qué sección hago referencia: la de los parecidos. En la presente entrega, dos hermanos (?) cuyo camino separó el destino y que arbitrariamente volvió a unir cual programa corte “Gente que busca gente” (?).

Cuando Bera y Daniel Bazán Vora (?), digo, Bora y Daniel Bazán Vera habitaban los valles al pie de la Torre Karin, junto a su ancestral tribu compuesta por un centenar de familias indígenas, nunca se imaginaron lo que la vida les tenía reservado.

Ambos habían crecido sanos y fuertes, curtidos por los avatares comúnes a la vida rudimentaria en la que estaban inmersos, acostumbrados a la caza y a la recolección, y también a la poligamia (?). Su relación era tirante, puesto que eran los dos primeros y únicos  hijos varones del cacique de la tribu. Hubo un tercero, pero se lo fagocitaron (?). Como buenos hermanos y herederos del cacicaje (sic), competían todo el tiempo entre sí y se llevaban a las patadas. Así es como uno de ellos, Dani (?), desarrolló las habilidades que luego se transformarían en su sustento de vida hasta la actualidad.

Un buen día se produjo un quiebre dentro de la familia. Bora, el más portentoso y viril (?) de los dos hermanos, embarazó a Lumpahuampa (?), su decimotercera (?) hermana. De este embarazo surgió el que todos conocemos como Upa, que es una contracción de Upalumpahuampabora (?). Asegurada la descendencia y como Daniel no tenía éxito ni con los hombres (?), fue condenado al destierro.

Hasta acá una historia normal (?), de una tribu corriente como cualquier otra. Interesante es lo que pasó después. Dolido por la expulsión y hambriento, Bazán Vera decidió probar suerte en otras tierras, menos hostiles que aquella que le había dado la espalda. Así es como recaló en la Argentina, un país subdesarrollado al sur de Sudamérica. Como no vio futuro dentro de las despreciadas y excluidas comunidades indígenas, al ser interrogado por la gente de migraciones acerca del motivo de su estadía en el país, no tuvo mejor idea que recurrir al folklore nacional e inventar: “Vengo a jugá’ a la pelota, vengo”. Por la pinta que traía (?) le creyeron y le hicieron el favor de alcanzarlo hasta el entrenamiento de Almirante Brown, donde supusieron que jugaba (?).

Rápidamente lo apodaron “El Indio” por razones obvias (?) y, como nene nuevo que apenas empieza y no conoce a nadie, le prestaron una pelota de trapo para que patee sólo, contra un paredón. Poco a poco, y a punta de flecha (?) fue ganándose la confianza de sus compañeros hasta que por fin tuvo su esperado debut en la primera de Bron. Fue el puntapié inicial de una extensa carrera recorrida en el ascenso del fútbol argentino, convirtiéndose en un ícono de cada divisional que disputó y en máximo referente de todas las camisetas que defendió. Si hasta llegó a jugar en el Torneo Argentino A con el viejo Germinal, de la ciudad de Rawson, situada a unos pocos kilómetros de la localidad donde reside quien suscribe.

Daniel Bazán Vera, a fuerza de goles y enjundia, se ganó el respeto de sus pares, pudiendo superar su traumático pasado tribal y recuperando la dignidad perdida.

“Me dí cuenta de que haberme probado en Almirante fue la mejor decisión de mi vida. En la tribu uno aprende muchas cosas, yo le estaré eternamente agradecido a mi comunidad el haberme inculcado valores como el respeto a la tierra y a los animales, y prácticas como el canivalismo (?), pero allí nunca me hubiese convertido en hombre. En el ascenso es donde uno se vuelve hombre, en las canchas embarradas de la B, con cincuenta tipos respirándote en la nuca durante 90 minutos y dirigiéndote más que simples improperios (?), con duchas en las que la lucha por el único pedazo de jabón (?) es encarnizada, dentro de diminutos vestuarios iluminados a vela (?) y con una única toalla para todos. Ahí si no te hacés hombre rápido, te hacen mujer (?), no en los vallecitos de Karin. A mí nunca me hubiese matado ningún Tao Pai Pai. Se lo dije a mi hermano cuando estuvimos con Franco Bagnato* (?), y me mandó a la mierda (?)”

* Conductor del programa televisivo “Gente que busca gente”, emitido en la Argentina en los años ’90.

Luego de haber sido reunidos por la televisión hace algunos años, los dos hermanos, el Indio Bazán Vera y el indio Bora, no volvieron a dirigirse la palabra, y hoy Daniel encara una serie de juicios contra su tribu de origen por los daños y perjuicios recibidos en el pasado. La Justicia (?) determinará quién sale vencedor de esta disputa entre hermanos, por lo pronto sólo podemos brindar todo nuestro apoyo moral (?) al querido Bazán Vera y bogar por una pronta y pacífica resolución.

Bien, todo este palabrerío barato sólo para acompañar este humilde homenaje al Santo Patrono (?) del ascenso argentino y certificar por medio de la irrefutable prueba fotográfica, que el Indio Bazán Vera es el verdadero Bora de la vida real.

Ahí se ven.

Anuncios

Acerca de Majunia

"la duda debe ser la posición mental de quien aspire aproximarse cada vez más a la verdad o, por lo menos, a esa porción de verdad que es posible alcanzar"

Publicado el 20/10/2010 en Parecidos y etiquetado en , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente. 3 comentarios.

  1. JAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAA BORA y………..¿¿¿¿VORA???? Qué GRAN DIFERENCIA DE NOMBRES jajajajajajajajajajaja , yo creo que no le gustaba mucho la vida de su hermano en las tierras de Karin ya que ni medio te dabas cuenta estabas siendo perseguido por un ladrón de camisas rosadas u pelo enredado O_o , creo que mejor le va en argentina ya que así se ha evitado morir más de una vez (cuantas veces se ha muerto una persona en el ¿¿¿dragon world??) excelente post majunia y como siempre escribo………………….¿CUANDO SE RECUPERA PEPE GRILLO? , saludos y gracias por tal “COERENTE” post que no hace nada más que hacer rellenar las páginas de la FRIKI……eje…. Digo wikipedia jeje.

    • Buenas, 002animetal, me alegra que te haya gustado el post. Pepe Grillo se está haciendo el boludo y sigue de licencia para cobrar el sueldo honorífico sin trabajar, eso creemos en la redacción. Sokidan lo estuvo llamando varias veces, pero no atiende el teléfono. En cuanto podamos comprobar el fraude, vuelve al trabajo y sin remuneración.

  2. El Celular de el da apagado loco, se te fue a la mierda el Grillo bolo.

    Te sarpaste, muy buen articulo, me mato la de “a mi no me hubiese matado ningun Tao Pai Pai” jajaja!!, igual considero que Bora podria haber sido un gran marcador central (no se si a la alutra de Ten Shin Han), tiene buen porte y una altura envidiables (capaz andaria mejor que Galeano)…

    Con respecto al indio, que goleador interminable, tengo presente su etapa en Triston Suarez. Que manera de inflar redes (capaz andaria mejor que Parra – el chabon aprovechaba para tirarle palos a los jugadores del rojo -)… Me lo imagino al pobre Vera atravesando los rios a puro nado porq no le daba la guita para recalaar en la arshentina…. es un testimonio totalmente revelador el que estas dando Majunia, puede ser jodido eh…. cuidado con las revelaciones que haces… te pueden raptar (?).

    Te dejo el Blog (lo estoy haciendo) mañana empiezo a publicar algo jeje, despues tirame la onda de ver q te parecio.

    http://bulvolar.blogspot.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: